Seleccione una marca


Chemours Refrigerantes

Consejos para una mejor conservación de los refrigeradores

El mantenimiento de equipos de refrigeración y aire acondicionado es fundamental. Desde la carga correcta del fluido refrigerante hasta la limpieza periódica del refrigerador, conservan y extienden la vida útil del aparato. Cuando se trata de refrigeración doméstica, el factor que merece mayor atención es la limpieza y mantenimiento de los refrigeradores. Para ayudarlo a conservar el buen estado de estos equipos, verifique lo siguiente:

- Carga del fluido refrigerante: dependiendo de las condiciones de enfriamiento que el equipo presente, a veces debajo de lo esperado, es necesario realizar una carga en el refrigerador. Para tal fin, es necesario verificar antes qué producto utiliza ese equipo. Si es antiguo, probablemente utiliza el fluido R-12, un CFC que debe ser reemplazado por nuevas tecnologías. A su vez pueden ser encontrados más comúnmente los refrigerantes Suva™ MP39, Suva™ 134a o ISCEON™ MO49Plus, entro otros productos posibles.

Para su reemplazo en refrigeradores del fluido R-12, o del Suva™ MP39 – Chemours lanzó ISCEON™ MO49Plus en latas de 750g que ofrecen la cantidad aproximada de fluido existente en un refrigerador, facilita el proceso de carga en el equipo y además, preserva la capa de Ozono. Es apropiado para sistemas de refrigeración doméstica, comercial e industrial, y también para acondicionadores de aire automotriz, siendo compatible con el aceite mineral, alquilbenzeno y polioléster.

- Nivelación del refrigerador: busque instalar el equipo en un piso que sea regular, utilizando los "pies niveladores" para eventuales ajustes. Los refrigeradores desnivelados pueden generar ruido, exceso de hielo o falta de refrigeración;

- Regulación del termostato: el termostato mantiene la temperatura correcta del refrigerador. En caso que no se encuentre ajustado, el refrigerador podría no funcionar de forma correcta, presentando problemas como exceso de hielo, descongelamiento de productos o mayor gasto de energía.

- Descongelamiento adecuado del refrigerador: ese procedimiento ya no es necesario en refrigeradores con la tecnología frost free, pero en equipos que no poseen esa tecnología es necesario el descongelamiento regular del refrigerador. Durante ese proceso no se debe utilizar agua caliente, ya que puede provocar el sobrecalentamiento del sistema de refrigeración y, generando así que el refrigerador deje de enfriar de manera normal.

- Limpieza del refrigerador: el refrigerador debe limpiarse de forma periódica, teniendo cuidado con los compartimientos de la puerta y con los cajones, lugares que se ensucian fácilmente. Los productos abrasivos no deben ser utilizados, ya que pueden dañar el revestimiento interno.

No se olvide de adquirir productos de procedencia confiable. La carga del fluido refrigerante y la limpieza periódica de los refrigeradores son factores clave para mantener la buena conservación de los equipos de refrigeración doméstica.