¿Por qué cambiar a los refrigerantes Opteon™?

La industria de refrigeración continúa buscando soluciones con impacto medioambiental mínimo y rendimiento máximo. Los refrigerantes OpteonTM ofrecen un equilibrio óptimo, tanto para en sostenibilidad medioambiental como en rendimiento, así como en lo relativo a seguridad y coste, con el fin de ayudar a afrontar las necesidades y los objetivos empresariales de esta industria cambiante.

Normativa F-Gas No.(EU) 517/2014

Los principios de la normativa F-gas que se ha implementado el 1 de enero de 2015 se basan en la finalización y la disminución gradual de la puesta en el mercado de los HFC.

La regulación introduce un mecanismo de disminución gradual con límites en descenso paulatino para la puesta en mercado de la UE de los HFC (en toneladas equivalentes de CO2).

La base es la media anual de la cantidad total puesta en el mercado de UE desde 2009 hasta 2012.

Refrigerantes HFC puestos en el mercado

Además de los controles sobre la cantidad total de equivalentes de CO2, se han introducido una serie de disposiciones relativas a la prestación de servicios.

El uso de los gases fluorados de efecto invernadero que tienen el PCG superior a 2500 para servicio técnico o mantenimiento de equipos refrigerantes con tamaño de carga de 40 toneladas de CO2 equivalente (10,2kg R-404A) o más, estará prohibido desde el 1 de enero de 2020. Esta disposición no se aplicará a los equipos militares o equipos destinados a aplicaciones diseñadas para enfriar los productos a temperaturas inferiores a -50 ° C.

También hay restricciones/prohibiciones en lo que se refiere al uso en los equipos nuevos, que prohíben la puesta en el mercado de lo siguiente:

  • Refrigeradores y congeladores de uso comercial (sellados herméticamente) que contienen HFC con el PCG de 2500 o más desde el 1 de enero de 2020, y contienen HFC con el PCG de 150 o más desde el 1 de enero de 2022.
     
  • Equipos de refrigeración estacionarios que contienen o cuyo funcionamiento se basa en los HFC con el PCG de 2500 o más desde el 1 de enero de 2020.
     
  • Sistemas de refrigeración centralizados de uso comercial con la capacidad de 40kW o más que contienen o cuyo funcionamiento está basado en los gases fluorados con el PCG de 150 o más, desde el 1 de enero de 2022, excepto en el circuito primario de un sistema de cascada donde el PCG es inferior a 1500, que puede ser utilizado.